Conaf - Ministerio de Agricultura



16 de abril, 2021

Con manejos renovados CONAF volvió a anillar pollos de flamencos en el Monumento Natural Salar de Surire

Equipos de precisión para las mediciones y variantes en la liberación posterior al marcaje. Área protegida acoge también suris, quirquinchos, vicuñas y en verano llegan especies migratorias de Norteamérica.

CONAF

Con equipos de medición renovados y estrictas medidas de bioseguridad la CONAF reanudó este año el anillado de polluelos de flamencos en el Monumento Natural Salar de Surire. La tarea liderada por el departamento de Áreas Silvestres Protegidas, contó con la participación del SAG en su rol fiscalizador, para supervisar el bienestar de las aves y reunió a un equipo de ocho funcionarios de CONAF, cinco de ellos guardaparques de la Reserva de Biosfera Lauca.

Fue este miércoles muy temprano, cuando el equipo operativo estuvo en el salar para iniciar el arreo de los polluelos desde las lagunas interiores. En esta oportunidad éstos correspondieron a la especie Phoenicoparrus andinus, también conocida como flamenco andino o parina grande. El grupo capturado para su manejo y marcaje mediante anillos, provenía de la nidificación 2021, la que de acuerdo al censo simultáneo estival de aves acuáticas altoandinas alcanzó la cifra de 29.788 flamencos, de los cuales 28.479 se contabilizaron en el Monumento Natural Salar de Surire.

Esta vez los anillos que portarán los flamencos durante el resto de su vida, calculada en unos 25 a 30 años, se colocaron en la pata izquierda lo que posibilitará avistarlos para conocer sus desplazamientos en las diversas lagunas y salares altoandinos del cono sur americano con la precisión de su lugar de nacimiento, tal como un carné personal.

Los polluelos anillados fueron 225, en tanto las mediciones morfológicas se hicieron a 120 de ellos. Pero con una diferencia respecto a años anteriores.

EQUIPOS RENOVADOS
Según explica el encargado de Biodiversidad de CONAF, Esteban Zúñiga, uno de los cambios que se logró imprimir este año fue el uso de balanzas y pie de metro digitales. “Esta mejora permitirá que las medidas que se realizan, ya sea respecto del peso, el largo de las alas y tarso la curvatura de sus picos sea a partir de instrumentos de precisión, permitiendo datos más exactos para nuestros análisis”.

Y justamente con estos datos, así como el registro histórico de los anillados y manejos hechos en Surire es que está en marcha un análisis bioestadístico, que actualmente desarrolla el médico veterinario y guardaparques del Monumento Natural Salar de Surire, Álvaro Palma.
Héctor Peñaranda, director regional de CONAF, recordó que durante el 2020 no se realizó anillamiento, ya que no estaban las condiciones para hacerlo. Hoy en cambio nos encontramos con la comuna de Putre en fase 3 del Plan Paso a Paso y con visitación vigente a las áreas silvestres protegidas. Nuestro equipo además operó no sólo con las condiciones de bioseguridad relacionadas con las especies, sino se encargaron mascarillas especiales para cada uno de ellos.

NIDIFICACIÓN ESTIVAL
El directivo hizo alusión también al censo estival de aves altoandinas, el que reflejó una nidificación de las tres especies existentes en el Salar de Surire. Tuvimos colonias de flamencos chilenos -6.193 polluelos-, de James -6.680- y los 7.533 andinos además de 8.073 entre indeterminados e inmaduros. Totalizando 29.788 parinas si sumamos las otras áreas silvestres de Parinacota y el registro de sus lagunas o el lago Chungara. Fue una temporada muy productiva”.

LIBERACIÓN GRUPAL
Otro cambio en el manejo de este año fue la forma de liberar a los polluelos tras la colocación de los anillos. Zúñiga explica que “años anteriores la liberación se hacía uno a uno tras las mediciones y nos dimos cuenta que si los liberábamos a todos juntos, bajaba el estrés. No olvidemos que las parinas anilladas tienen tres meses de vida.

Creemos también que habrá mejores proyecciones de avistamientos, por la posibilidad de vuelos grupales a otros humedales, ya que el flamenco actúa gregariamente Todas estas variantes en el manejo surgen de la experiencia de nuestros guardaparques”, afirma. En tanto Álvaro Tralma, guardaparque de la Reserva Nacional Las Vicuñas, exclama: “Fue espectacular verlos entrar juntos a la manga y luego salir a todos juntos”.

Y así se aprecia en un video inédito que muestra el instante de esta primera liberación grupal, bajo un cielo azul intenso que magnifica la belleza del Salar de Surire, parte de él Monumento Natural y sitio Ramsar en su conjunto. Por su importancia internacional y la necesidad de su conservación. Allí conviven también los suris, vicuñas, quirquinchos y el verano ve llegar a especies migratorias de Norteamérica, como el pollito de mar tricolor (Steganopus tricolor), de la que este año se registraron 6.306 aves.

Los polluelos anillados fueron 225, en tanto las mediciones morfológicas se hicieron a 120 de ellos.

Los polluelos anillados fueron 225, en tanto las mediciones morfológicas se hicieron a 120 de ellos.

Compartir


Comments are closed.